15 familias de La Aldea reciben las llaves de las casas adjudicadas por el Consorcio de Viviendas del Cabildo

11 ago 2015

El Consorcio de Viviendas del Cabildo de Gran Canaria ha entregado las llaves de sus viviendas a 15 familias de La Aldea de San Nicolás, en un acto presidido por la consejera de Vivienda, Ylenia Pulido, y el presidente accidental, Ángel Víctor Torres, y en el que también han estado presentes la viceconsejera de Vivienda del Gobierno canario, Isabel Mena, y el alcalde de La Aldea, Tomás Pérez.

Pulido destacó la colaboración que ha habido entre el Cabildo, el Gobierno de Canarias y el Ayuntamiento de La Aldea para agilizar la entrega. "En apenas un mes hemos gestionado todo lo necesario para adjudicar las viviendas, pues llevaban un retraso considerable", agregó.

El Consorcio de Viviendas del Cabildo ha sido el organismo que ha costeado el procedimiento, con un presupuesto de 1.600.000 euros. "Desde el Consorcio vamos a dar todo el impulso necesario para que no haya viviendas sin ocupar y para que podamos cumplir con el derecho constitucional que tienen los ciudadanos a una vivienda", subrayó Ángel Víctor Torres.

La consejería de Vivienda del Gobierno canario subvencionarán parte del alquiler. Las familias pagarán unos 300 euros de alquiler durante 10 años con opción a compra. Mena resaltó la importancia del trabajo conjunto entre las administraciones para solucionar cuanto antes el grave problema de vivienda. "Para nosotros cada vivienda tiene un nombre y un apellido, y cada familia tiene un rostro", añadió.

Vivienda adaptada

Las casas entregadas están ubicadas en un edificio de 3 plantas y 20 viviendas en el centro del casco urbano de La Aldea. 9 viviendas son de 3 dormitorios, 10 de 2 dormitorios, y 1 vivienda de 1 dormitorio, adaptada para personas con movilidad reducida. Cuenta con 23 plazas de garaje en el sótano y 20 trasteros en la cubierta. El edificio cumple con la totalidad de la normativa del Código Técnico de la Edificación (CTE). El solar donde se ha construido el edificio, de 645 m2, fue adquirido por el Cabildo en el mandato 2007-2011.

Tomás Pérez destacó "la alegría compartida" porque las 15 familias del municipio ya pueden acceder a sus casas. "Hay una satisfacción cumplida porque son muy buenas viviendas, están muy bien ubicadas, y las familias ya las pueden disfrutar", agregó.

En febrero de 2010 se convocó el procedimiento de concurrencia pública destinado a la adjudicación de las viviendas de protección oficial. Las obras finalizaron en el verano de 2013 y en agosto de 2014 se inició el procedimiento de adjudicación. Tras el sorteo el 10 de diciembre de 2014, las viviendas se adjudicaron definitivamente en abril de 2015.

Han quedado desiertas 5 viviendas, una de ellas adaptada. Después del verano, el Consorcio iniciará con carácter de urgencia un nuevo procedimiento para adjudicarlas. 

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes