El Cabildo envía un contingente de emergencias a Tenerife para colaborar en la extinción del incendio de Granadilla

10 abr 2018

El Cabildo de Gran Canaria ha enviado hoy a Tenerife un equipo completo de emergencias para colaborar en las tareas de extinción del incendio que asola la zona alta de Granadilla desde el pasado domingo.

El contingente, que partió a primera hora de este martes, ya se encuentra en la isla en el Puesto de Mando Avanzado del incendio, preparado y dispuesto para intervenir en las acciones que se le requiera para terminar con un fuego que afecta ya a más de 220 hectáreas.

En sintonía con lo solicitado por la dirección de extinción del incendio en Tenerife, el dispositivo está integrado por once componentes de los equipos PRESA del Cabildo, a razón de un técnico especialista, un agente, un operador de comunicaciones del Centro de Coordinación Operativa Insular (CECOPIN) y una brigada PRESA reforzada con ocho componentes, preparado en todo momento para colaborar inmediatamente en las labores de extinción y liquidación.

La función principal del equipo remitido desde Gran Canaria es la de trabajar directamente sobre el terreno para servir de relevo a los operativos que trabajan desde el pasado domingo luchando contra las llamas, ya que todo incendio que se extienda en el tiempo requiere de relevos del personal de extinción para evitar desgracias producidas por el cansancio y asegurar la máxima eficacia en la lucha contra el fuego.


Cuando es requerida su presencia, los equipos de emergencia del Cabildo de Gran Canaria colaboran en la extinción de grandes incendios forestales que tienen lugar en alguna otra isla, como lo hacen igualmente otros Cabildos cuando el fuego se desata en Gran Canaria. Siempre asegurando primero que permanecen efectivos disponibles para atender cualquier emergencia que se declare en la isla de origen.

Precisamente en la tarde de este lunes tuvo lugar un incendio en Veneguera, Mogán, provocado presumiblemente por la caída de un cable de un torreón de alta tensión debido al fuerte viento, aunque habrá que esperar a los resultados de la investigación para determinar fehacientemente el origen del incendio.

El fuego se produjo en una zona de matorral cercana a la carretera GC-200 y requirió de la movilización de un equipo PRESA del Cabildo, bomberos del Consorcio, Guardia Civil, Protección Civil de Mogán y Policía local de los municipios de Mogán y de La Aldea. Afortunadamente, gracias al trabajo coordinado de los diferentes efectivos de emergencia, el fuego pudo ser sofocado sin mayores complicaciones.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes