El Cabildo transmite los secretos de la elaboración de fieltro artesanal para incrementar el uso de esta técnica milenaria

14 sep 2018

Dieciséis alumnos han aprendido durante dos semanas la técnica milenaria para elaborar fieltro artesanal con lana durante los cursos que imparte el Cabildo de Gran Canaria para divulgar los oficios artesanales con el objetivo de que no se pierdan y para ofrecer alternativas laborales en este sector.

La capacitación comenzó el 3 de septiembre y culminó hoy con la entrega de los diplomas a los alumnos del turno de mañana que realizó la consejera de Artesanía del Cabildo, Minerva Alonso. Además de darle la acreditación, Alonso puedo comprobar el minucioso trabajo para confeccionar objetos que realizaron los aprendices gracias a las enseñanzas de la artesana Lesley Bohncke.

Bisutería, muñecos, flores y hasta bolsos pudieron hacer los discípulos tras conocer esta técnica que permite crear un material textil que no es un tejido porque no se teje, sino que se realiza con fibras de lana de oveja que se adhieren entre sí con agua caliente y jabón, más el uso de las manos para lograr hacerla compacta. 

Bohncke les enseño también los pasos iniciales a seguir, entre ellos el lavado de la lana, el escarmenado para separar y limpiar las fibras y por último el cardado, es decir, el peinado. A partir de ese momento, la lana ya está lista para convertirse en multitud de objetos como zapatillas, sombreros y hasta cuencos.

La mayor parte de los alumnos de la mañana, siete mujeres y un hombre, acudían por primera vez a descubrir los entresijos de esta técnica y aprovecharon la ocasión para solicitarle a Alonso un nuevo curso más avanzado para continuar formándose. Una propuesta en la que ya está trabajando el Cabildo debido a alta la demanda que ha tenido la Fedac para continuar la formación en diversos oficios.

Con la clausura del taller de fieltro artesanal, el Cabildo concluye así la oferta prevista para este verano en la Sala de la Fedac. En agosto, el artesano Pablo Betancor desveló los secretos para la elaboración de cestas, mientras que José Manuel Suárez enseñó la técnica de la encuadernación.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes