“El vino de Gran Canaria no se parece a ningún otro que haya probado”, asegura la presidenta de la Ruta del Vino de Alicante

24 nov 2018

“El vino de Gran Canaria no se parece a ningún otro que haya probado”, aseguró la presidenta de la Ruta del Vino de Alicante, Mercedes Menor, que ha estado esta semana en Gran Canaria junto a otros expertos rutas vitivinícolas y que destacaron la singularidad de las elaboraciones, además de resultar maravillados por los viñedos en picón y la historia que atesora cada bodega.

La experta alicantina degustó por primera vez vinos elaborados con uva listán y reconoció que le sorprendieron porque fue “imposible” encontrar un sabor similar a otras variedades. Además, destacó el gran potencial que tiene Gran Canaria para impulsar du Ruta del Vino tras conocer las instalaciones de las bodegas Plaza Perdida y San Juan, en Santa Brígida. 

Los visitantes persiguen vivir experiencias, no solo probar el vino, explicó esta experta que llegó a la Isla junto a las gerentes de las Rutas del Vino de Ribera del Duero y de Somontano para participar en las Jornadas Profesionales sobre Rutas Vitivinícolas del Cabildo y el Ayuntamiento de Santa Brígida. Y esas experiencias únicas las aportan las historias que tienen los productores, que hace que no compitan entre sí sino que se complementen, porque cada una es diferente, agregó. 

La presidenta de la Ruta del Vino de Alicante destacó el gran número de bodegas que hay en la Isla, muchas de ellas ya preparadas para recibir turistas, por lo que el camino ya está muy avanzado. Otra de las ventajas que tiene Gran Canaria, apuntó, es el apoyo del Cabildo y de ayuntamientos como el de Santa Brígida para darle impulso a la Ruta del Vino. Una iniciativa a la que animó a sumarse al sector de la restauración, de alojamientos y de ocio para hacer una oferta completa. 

Y por si fuera poco, detalló, Gran Canaria recibe cada año millones de turistas y muchos de ellos ya no quieren solo sol y playa, sino que son cada vez más exigentes y buscan complementar el viaje. Por ese motivo es esencial sumar todos los recursos para convertirlos en un producto y ponerlos al servicio del cliente para diferenciarse incluso del resto de Islas. 

Tres experiencias exitosas de las que aprender

Esta experta evidenció que las Rutas del Vino son rentables, de hecho hay 28 en España, entre ellas las expuestas en el encuentro, muy diferentes entre sí y exitosas. La de Alicante, por ejemplo, ha sabido atraer hacia el interior el habitual turismo de sol y playa de Valencia y, de hecho, ya en las campañas publicitarias de la Comunidad está incluida la promoción del vino como un complemento para vivir experiencias, apuntó.

Ribera del Duero, por ejemplo, es la tercera ruta más importante de España, detrás de Penedès y Jerez, con 378.000 visitantes en 2017 y una facturación de 15 millones de euros, detalló su gerente, Virginia Villanueva. Aunque el impacto económico es mucho mayor ya que no se contabilizan los beneficios a comercios del entorno.

Villanueva destacó la importancia de la colaboración público y privada para poner en marcha iniciativas de enoturismo porque para el primer impulso es vital la aportación económica de las administraciones. 

Por su parte, Clara Bosch, de Somontano, la novena más visitada del país, detalló todas las iniciativas complementarias que han llevado a cabo para promocionarla, como un Festival del Vino y catas. Además, han dirigido su mirada hacia las mujeres, porque son las que habitualmente compran los vinos y porque en el 80 por ciento de las ocasiones son ellas las que eligen los viajes, aseguró. 

El encuentro permitió conocer así el punto de vista de tres expertas de la Península y también las experiencias de Rutas del Vino en Canarias, como la de Tenerife y la de Lanzarote, además de una iniciativa privada en Gran Canaria. 

Esta semana vitivinícola fue impulsada en el marco de las acciones para recuperar la ruta que hacían hace un siglo los turistas y en la que el Cabildo trabaja para aunar esfuerzos con productores, restauradores y hoteleros para combinar ocio, turismo y gastronomía con paisaje, cultura y patrimonio. Para ello ya ha creado una marca y una Guía del Vino de Gran Canaria que muestra los mejores productos de 33 bodegas y la Casa del Vino de Santa Brígida.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes